Difícil, difícil, difícil... PDF Imprimir E-Mail
Colaboraciones - España
Escrito por Luis David Bernaldo de Quirós Arias   
jueves, 29 de enero de 2009

ImageSi, en difícil situación ha colocado a España el Bobo Solemne, capitaneando a una pandilla de íncubos que han llegado al poder ya sabemos cómo. Y lo han hecho en un breve lapso de tiempo digno de estar en el Guinness.

Para empezar por algo, han tirado por la borda, desde el punto de vista jurídico, ético y moral, instituciones tan básicas y fundamentales como son el matrimonio y la familia, a la vez que han desarticulado y desbaratado toda la trama que había montada para la lucha antiterrorista. Para esto estaban el talante, el consenso, el diálogo, sonrisitas por aquí y por allá, etc.

El cinismo de esta pandilla es incalificable: ¿ de qué talante y de qué consenso hablará el capitán, cuando a las fuerzas sociales que discrepan y no están de acuerdo con su política, ni siquiera se ha dignado el atender y escuchar sus propuestas?

¿Y del diálogo?. ¿No será más bien un monólogo?. Porque todos sabemos que se ha mostrado en contra de dialogar sobre temas tan importantes como son educación, justicia, política exterior, financiación de autonomías, etc.

En lo que sí es un líder es en la marrullería, ya que ha suscitado todo tipo de esperanzas, a la vez que  ha defraudado en promesas. Todo esto lo hace sin escrúpulos y sin ninguna preocupación.

Tampoco tiene visión de futuro en política, no viéndose, por el momento, una salida del atolladero.

Puede pensarse que la oposición sería la única que podría arreglar el asunto. Pero esto es muy difícil, ya que tendrían que adelantarse las elecciones y ganarlas por mayoría absoluta. Cosa esta también difícil, ya que en intención de voto PP y PSOE se encuentran prácticamente empatados.

Además el PP tendría otra cosa aún más difícil: en el caso de que ganase sin mayoría absoluta, ningún pequeño partido se aliaría con él. Sin embargo, como ya es sabido, Zapatero se alía con todo el mundo, incluso lo haría con el diablo.

Con el único que podría aliarse el PP sería con el Partido para los Ciudadanos, partido inédito y con una ideología poco clara y un tanto difusa.

Si a todo lo anterior añadimos que el partido del gobierno tiene maniatado, apartado y marginado al PP en lo que a iniciativa legislativa se refiere, además de echarle en cara que es un partido intransigente y generador de enfrentamientos sociales, utilizando para estas descalificaciones toda la batería mediática de la que dispone, ¿qué puede hacer el PP?.

Por otra parte, hay que resaltar que el PP también  ha colaborado algo  para llegar a este atolladero. Esto sí que ha sido un “coñazo”, señor Rajoy.

Luis David Bernaldo De Quirós Arias
Acerca del Autor:
Analista político y escritor
Leer Más >>

 
< Anterior   Siguiente >

Libros recomendados

"Figuras y paisajes políticos de la España del XIX ", de Fernando Álvarez Balbuena

Boletín AL

Suscríbase a nuestro Esta dirección de correo electrónico está protegida contra los robots de spam, necesita tener Javascript activado para poder verla

AL en su Móvil/PDA

http://movil.asturiasliberal.org

Sindicación